Bienvenido a nuestro foro. Por favor identificate o registrate.

    Entrar con nombre de usuario, contraseña y duración de la sesión
News:
Bienvenidos a METÁFORAS.
Foro inaugurado el 23 de noviembre de 2008.
Ricard. In memoriam, 7 de agosto de 2009.
Páginas: [1]
  Imprimir  
Autor Tema: COMENTARIO DE CÉSAR RUBIO ARACIL SOBRE "MUJERES ROTAS"  (Leído 1241 veces)
0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.
Diana Gioia
Dirección Literaria
Metafóric@
*
Mensajes: 11876


Ha sido mi biografía un juego con las palabras


WWW
« : Diciembre 07, 2015, 06:18:34 »

“Mujeres rotas” es una exposición literaria bien ordenada de la problemática de pareja que, en mi criterio, obliga al lector a meditar sobre el complicado, triste y doloroso problema de la mujer comprometida en matrimonio, aguas abajo en el noviazgo, o en cualquier otra manera de dependencia del varón. La doctora Emma Sopeña, haciendo un buen uso de varios argumentos prestados u obras de marcado relieve, sintetiza en su estudio los aspectos más acusados, por lacerantes, de la dueña del hogar. Y digo dueña y no sierva, precisamente por el grave compromiso que adquiere al tener que soportar bajo su responsabilidad la buena marcha de la familia. He ahí, según pienso, el nudo donde quedan atados los graves problemas psicológicos, morales y, por derivación, físicos que la maltratan cuando la célula social que dirige, por causa de una ruptura sentimental y de hecho de los contrayentes, queda fatalmente dividida. Pero no sólo la obligación de criar a los hijos, y en multitud de casos educarlos, le genera graves patologías mentales sino que, también, por su fina sensibilidad, siente el sufrimiento que el hombre, puesto en la situación de ella, sentiría mucho más atenuado. Pérdida de libertad, dependencia del varón, frustración, sensación de injusticia, abandono y mil causas más, todas ellas basadas principalmente en la irresponsabilidad de una de las partes, son los componentes básicos de la descomposición familiar y el tormento inmerecido de la mujer.
Los cinco casos expuestos en “Mujeres rotas”, hábilmente perfilados por la doctora Sopeña, acreditan sin lugar a dudas el enorme tributo que le debemos a la mujer, a modo de reparación, por el daño que la sociedad machista le está infligiendo desde hace milenios.
Si algún libro quiero recomendar para hacer reflexionar al varón sobre su comportamiento como miembro de la pareja, no vacilaré en señalar “Mujeres rotas”; porque la unión sentimental de un hombre y una mujer en matrimonio (dejando para otro estudio la relación perfectamente lícita de parejas homosexuales), por ser antinatural según está concebida, implica por igual a las partes en cuanto a responsabilidad y justo desempeño de una complicada labor íntima y, por extensión, social se refiere.


César Rubio Aracil
(augustus)


En línea





Le ciel est, par-dessus le toit,
Si bleu, si calme!
https://www.metaforas.com.es
Páginas: [1]
  Imprimir  
 
Ir a: